Malena Lujan Paynemil es una niña de 8 años de San Patricio del Chañar, Neuquén, que está internada desde abril en el Hospital Garrahan en Buenos Aires a la espera de un corazón.

La pequeña padece de una miocardiopatía congénita dilatada y está en lista de emergencia nacional del INCUCAI a la espera de un trasplante. La mamá de la pequeña, Verónica Contreras, espera desesperadamente que una familia que haya tenido la pérdida de algún ser querido decida dar vida y donar sus órganos.

Su familia debe quedarse con ella por si en cualquier momento llega un corazón. Los médicos le realizaron un estudio de hemodinamia, para que esté lista a la espera del trasplante, el cual salió favorable.

Si bien la nena nació con esta patología esta es la primera vez que está internada tanto tiempo. Hasta el año pasado Malena concurría a la escuela y estudiaba sin problemas junto a sus compañeros.

Pero desde principio de este año se empezó a sentir mal y ahí fue cuando se definió, en mayo pasado, que debía formar parte del listado de emergencia nacional del INCUCAI. “La enfermedad está avanzando”, contó acongojada su madre a LM Neuquén.

La familia mantiene todas las esperanzas de que pronto aparezca el corazón que necesita Malena. Por la cavidad de su pecho, la niña puede recibir un órgano de hasta una persona de 20 años, siempre que sea compatible con ella.

“Necesitamos que aparezca el corazón que le salve vida”, expresó la mujer, quien además de Malena tiene otros tres niños.

La psicóloga que acompaña a Malena en el Hospital Garraham le aconsejó a la mamá que llegaran a Buenos Aires sus hermanitos, ya que la pequeña los extrañaba mucho.

Hoy Verónica, tiene junto a su hija mayor, a sus otros tres hijos, de 4 y 3 años, y al bebé de 4 meses. Toda la familia acompaña a Malena en la espera del trasplante.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here